Uno, dos, tres, cuatro, miles….

 

¿Recuerdas cuándo eras pequeñ@?, tus primeros pasos, tus primeras excursiones con tus padres, tus primeras salidas con los amigos por el pueblo. Siempre caminando y no pasaba nada. Ahora parece que cueste mucho más caminar y hacer excursiones.

Con la edad nos vamos acomodando. Tenemos tantos  impactos pantalleros  que al final terminamos matando el tiempo con actividad cerebral pero no con actividad física. Entonces llega el desequilibrio, el no tener un cuerpo sano. Por eso, si todavía no lo eres, quiero que te conviertas en un CaminuChi (caminar da Chi “flujo de energía vital”).

 

Muchas veces te planteas salir pero siempre da pereza, el tiempo, el coste…todo son excusas para quedarte en casa y seguir en tu nido. No está nada mal el plan pero te pierdes un sin fin de posibilidades.

 

ACTIVA TU CUERPO, es mi recomendación. No hace falta ser un maratoniano o un especialista en rutas. Para nada es así. Existen muchas herramientas que pueden ayudar a motivarte.

 

Primero, cuando necesitas empezar a motivarte para salir (si tienes pereza), prueba con ponerte en el teléfono una canción con ritmo ascendente y verás. Por ejemplo: Viva la Vida de Coldplay , si aprietas el link podrás escucharla. Verás que cambio. Tendrás ganas de hacer, importante, sin acción no hay movimiento.

En ese instante has de ponerte unas zapatillas de deporte, chanclas o zapatos cómodos y sal a caminar. Pon un objetivo, por ejemplo ir a comprar una barra de pan tres manzanas más lejos de la que normalmente vas. Con eso es suficiente para empezar. También puedes ir a la biblioteca, recorre sus pasillos, te sorprenderás de los metros que puedes hacer simplemente con el paseo entre libros, silencio y cultura.

 

 

Caminar es gratis y sus efectos para tu salud son impresionantes. Uno de ellos (el más importante y más en los tiempos que vivimos) es que potencia tu mente a través de la tranquilidad. También reduces estrés y es ideal para prevenir depresiones, además adelgazas.

 

Por lo tanto, ponte música y camina por tu ciudad o ven a Adahuesca, un sin fin de caminos te esperan con recorridos desde 20 minutos hasta 4 horas. El estado de forma no es excusa, se adaptan todas las excursiones.

 

Anna Mancebo